Acuérdate de lo que decíamos: lo que sabemos de Jesús se encuentra, sobre todo, en los Evangelios, pero que también hay datos sobre él en otros documentos, a los que llamamos fuentes no cristianas, de los que ya hemos visto un par de ejemplos.

Por conocer otro ejemplo más, nombraremos también al historiador Suetonio, que escribió la biografía de los doce primeros emperadores del Imperio Romano. Cuando llega a la parte relativa al emperador Claudio, dice: “expulsó a los judíos de roma, los cuales instigados por Chrestus no cesaban en su agitación”. Cuando habla, más adelante, del incendio de Roma en época de Nerón, dice que este, Nerón, culpó a los cristianos: “Un castigo fue infligido a los cristianos, un tipo de gentes adictos a lo extraño y dados a la superstición”.

Al igual que lo escribe Suetonio, los católicos reciben muchas acusaciones de ser personas que se creen cualquier cosa sin pararse a pensar sobre ello. Y así será en algunos casos, pero no en todos, ya que no es algo exclusivo de los católicos sino de toda la humanidad. ‘Me han dicho que…’, ‘He oído de este remedio…’, ‘Haz esto y te curas…’. Te habrás fijado en que los seres humanos podemos creernos ciegamente algo que nos diga un conocido y llegar a rechazar con los oídos cerrados una idea que provenga de cualquier otro, aunque tenga una sólida argumentación. La comodidad, nuestras inseguridades, etc… nos empujan en ocasiones a aferrarnos a lo que aprendimos y a rechazar el diálogo con los demás.

Para que esto no nos suceda, hay disciplinas de estudio que profundizan en todo aquello que nos ha sido transmitido, lo contrastan con la historia y con otros textos de la época, para no aceptarlo sin explicación ninguna. La exégesis, por ejemplo, se encarga del estudio de los textos bíblicos, pero no como quien se los aprende de memoria, sino desde la perspectiva histórica. Es decir, que estudia la manera en que fueron escritos, cuándo se escribieron, qué se añadió o modificó después, etc… Es bueno que sepas que la exégesis se aplica también a textos judíos, como el Talmud, islámicos, como el Corán, o incluso jurídicos.

De otro lado, tenemos también la Cristología, que es una disciplina que se encarga de estudiar y encontrar explicación a la siguiente frase: “Jesús es el Cristo”.

Con una frase tan cortita, cualquiera podría dar una explicación rápida sobre ella. Sin embargo, se trata del fundamento de la fe cristiana, de manera que la Cristología profundiza y va mucho más allá, para entender cada día más la figura de Jesús, su mensaje, su intención al decir lo que dijo y hacer lo que hizo, etc…

Por tanto, con todo lo visto hasta ahora, quizás no te extrañe que digamos que, cuando hablamos de Jesús de Nazaret, no podemos quedarnos en la superficie y repetir de memoria lo poco que hayamos podido escuchar sobre él. Porque si no nos preocupamos por ir cada vez un poquito más allá, nunca seremos capaces de entender la diferencia entre “Conocer a Jesús” y “Tener fe en Jesús”.

Por muchos conocimientos que tengamos sobre la persona de Jesús, por mucho que sepamos, si nunca hemos puesto en práctica sus palabras no podremos entender la “fe en Jesús” y, de igual manera, si solo nos dedicamos a “tener fe” y no nos preocupamos por conocer más sobre la figura de Jesús en la historia, seremos incapaces de traducir esa fe a los acontecimientos de nuestra vida diaria, y eso significa que no podremos dar testimonio a otros acerca de lo que esa fe supone para nosotros ni de dónde procede.

En el siguiente punto hablaremos más específicamente sobre Jesús de Nazaret y el tiempo que pasó con sus discípulos. Ten presente que con estos videos no pretendemos que te conviertas en experto, sino que entiendas un poquito mejor los conceptos que, quizás, tenías olvidados o se fueron deformando con el paso de los años en tu cabeza.

¿Quieres más vídeos?

Echa un vistazo a otros vídeos del módulo "Formación cristiana básica 1".

Ir al vídeo Introducción a las parábolas (II)

Introducción a las parábolas (II)

Fáciles de entender.

Ir al vídeo Introducción a las parábolas (I)

Introducción a las parábolas (I)

Fáciles de entender.

Ir al vídeo Introducción a los Evangelios (II)

Introducción a los Evangelios (II)

Aproximación a la Buena Noticia.

Ir al vídeo Introducción a los Evangelios (I)

Introducción a los Evangelios (I)

Aproximación a la Buena Noticia.

Ir al vídeo Introducción a la Biblia (II)

Introducción a la Biblia (II)

La Biblia Católica paso a paso.

Ir al vídeo Introducción a la Biblia (I)

Introducción a la Biblia (I)

La Biblia Católica paso a paso.

Ir al vídeo Jesús de Nazaret (IV)

Jesús de Nazaret (IV)

Una aproximación sencilla.

Ir al vídeo Jesús de Nazaret (III)

Jesús de Nazaret (III)

Una aproximación sencilla.

Ir al vídeo Jesús de Nazaret (I)

Jesús de Nazaret (I)

Una aproximación sencilla.

¿Y ahora qué?

Si te gusta este vídeo o alguno de los otros que ponemos a tu disposición, contrátanos o descárgate un libro para que Cinco Panes pueda seguir existiendo.